El laberinto vegetal sufre el ataque de hormigas mineras - El Territorio Misiones

El laberinto vegetal sufre el ataque de hormigas mineras

Sábado 8 de agosto de 2020
Esta semana se comenzó a plantar té en algunos sectores del laberinto vegetal del Parque Juan Vortisch, de Montecarlo, con el fin de reforzar su trazado teniendo en cuenta que los brotes de ligustrina están siendo afectados por la llamada hormiga minera.

“Hace ya hace unos años que las hormigas mineras vienen afectando el laberinto, principalmente en la época de brote, cuando las hojas están tiernas. Probamos con varios productos y sólo las espantaban por unos días. Ante esta situación, recurrimos a técnicos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) para hacer una evaluación de lo que podíamos hacer y nos sugirieron productos ecológicos, nutrición y demás. Pero todo lo que se probó hasta ahora, resuelve el tema sólo unos días”, explicó Marisa Rejala, tesorera de la Asociación Promotora de Turismo y Cultura de Montecarlo.

En ese sentido, detalló que recibieron la sugerencia de introducir té, ya que es una de las plantas que la hormiga minera no consume.

“Esta semana empezamos a plantarla mediante el aporte y colaboración del Área de Producción Municipal. El objetivo es reforzar las ligustrinas con nutrientes, abono orgánico e intercalar algunos sectores afectados con esa planta”.

“Se han perdido las perdices, los pirinchos, que son los animales que depredan y que consumen esta hormiga, hoy no podemos controlarla”, dijo, por su parte, Víctor Samudio, del área de Parquización Municipal, que está colaborando con los trabajos.

Las tareas continuarán la semana que viene y se prevé plantar alrededor de 1.500 plantines de té para que el paseo se vaya recuperando de a poco.

“Los plantines fueron donados por un productor local y para el riego, hasta que las plantas se prendan al suelo, contamos con la colaboración del Municipio y los Bomberos Voluntarios, mientras que nuestro parquero se encarga de la colocación del abono y otras tareas de mantenimiento”, detalló Rejala.

Ideado por Guillermo Baden y Enrique Gunther, el laberinto vegetal fue inaugurado en 1993 con el objetivo de brindar un atractivo más al Parque Vortisch y que se visite todo el año, no sólo en épocas de la Fiesta Nacional de la Orquídea y Provincial de la Flor.

Baden y Gunther eran en ese momento parte de la comisión directiva de la Asociación Promotora de Turismo y Cultura de Montecarlo.

En octubre de 2005 se podó la totalidad de las ligustrinas, dejándolas de 20 centímetros de altura; en el 2015 se volvió a realizar esta tarea para que haya una recuperación así como curación de hongos y resolver la permeabilización de la tierra compactada en los senderos. En ese momento ya comenzaron a aparecer los hormigueros y desde ese entonces se sigue trabajando en su eliminación.

“Lo que pretendemos con el té es que los trazados vuelvan a ser tupidos y proteja también la ligustrina, sabemos que el té es invasivo y va a llevar más trabajo mantenerlo, pero creemos también que es la única forma de que vuelva a tener la espesura de antes”, sostuvo la tesorera.

Una de las alternativas de eliminar las hormigas es utilizando productos químicos con franja roja, pero no están permitidos en la localidad por ordenanza, además de que su utilización puede afectar fuertemente el ecosistema. Es por esta razón que se buscaron alternativas ecológicas.

Este fin de semana, el Parque Vortisch abrirá sus puertas para la tercera prueba piloto del turismo interno. Los visitantes podrán observar el laberinto desde la pasarela y se prevé que dentro de algunas semanas podrán volver a recorrer el circuito, una vez que las plantas del té se adapten al suelo.


Para agendar

Parque Juan Vortisch
Está ubicado en el barrio Las Flores, de Montecarlo, y alberga el laberinto vegetal más grande de Sudamérica, con una superficie de 3.100 metros cuadrados enmarcados por 1.715 metros lineales de ligustrina. Tiene una sola salida, dos caminos y 510 esquinas ciegas. Este atractivo es un desafío para grandes y chicos y se encuentra a 180 kilómetros al norte de Posadas, camino a Cataratas.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina